Educaweb

El absentismo laboral vuelve a crecer en España

03/25/15 Desarrollar la carrera profesional

El número de empleados españoles que no ha acudido a su puesto de trabajo en 2014 ha aumentado un 39% respecto a ejercicios anteriores. El absentismo laboral se convierte en un problema que cuesta a las empresas 8.000 millones de euros.

El absentismo laboral crece en España

Si estás interesado en este tema, también te recomendamos esta guía gratuita "Claves para desarrollar la carrera profesional" que puedes descargarte de forma gratuita:

Descarga la GUÍA GRATUITA sobre cómo desarrollar tu carrera profesional

Entre los años 2008 y 2013 el absentismo laboral se había reducido de manera notable en nuestro país. Sin embargo, durante el año pasado se ha registrado un incremento del 39%. Así se desprende del estudio Horarios de trabajo y absentismo laboral que ha realizado recientemente Asepeyo y la Asociación para la Racionalización de Horarios en España.

Para los responsables del informe, estos datos ponen de manifiesto un problema que tiene que ver con la situación económica del país y, por tanto, habrá que buscar sus causas, porque las faltas de asistencia al lugar de trabajo tienen una repercusión directa en la productividad y resultados de las compañías. Según el informe, 221.000 jornadas se han perdido durante un año y esto supone a las empresas un coste de alrededor de 8.000 millones de euros, cerca del 6% del PIB.

Además de los datos puramente económicos, el impacto de este absentismo repercute de manera directa en el ambiente laboral, el reparto de la carga de trabajo y la calidad y efectividad de las tareas realizadas. 

Tipos y causas

Pero ¿a qué se llama absentismo laboral? Es la no asistencia de un empleado a su puesto de trabajo de forma justificada o injustificada. Entre las causas justificadas están las bajas temporales, las causas legales y las psicológicas. Pero, obviamente, el mayor problema para las compañías es el absentismo voluntario, en el que el empleado no tiene una justificación.

Los motivos que pueden llevar a una persona a ausentarse de manera voluntaria de su puesto de trabajo pueden ser varios. Entre ellos, desde Asepeyo señalan la falta de motivación y la falta de responsabilidad o autodisciplina. A veces, estas ausencias voluntarias son bajas frecuentes y de poca duración; mientras que en otros casos se prolonga una baja de forma injustificada o con enfermedades simuladas.

Asimismo, otros factores que provocan que un empleado no cumpla con su responsabilidad pueden estar relacionados con problemas de responsabilidades familiares, presión por parte de los compañeros de trabajo o factores económicos y sociales.

El resultado de todo ello es que los directivos tienen que reorganizar el trabajo del equipo y hacer frente al cumplimento de plazos y consecución de objetivos. Mientras que para los compañeros supone tener que asumir una mayor carga de trabajo, con el consecuente aumento del estrés.

Medidas

Combatir este problema es posible. Para los autores del informe muchas de las causas que llevan a los empleados a faltar a su puesto de trabajo están relacionadas con los horarios laborales y la dificultad para conciliar vida personal y profesional.

Entre las medidas para luchar contra el absentismo se propone una racionalización de los horarios de trabajo que dé más flexibilidad y autonomía a los trabajadores para cumplir con sus objetivos profesionales.

Otras medidas serían estudiar en profundidad las causas relacionadas con la falta de motivación y los problemas de organización del trabajo. Los responsables empresariales deberían analizar el ambiente laboral, las relaciones entre los empleados y los equipos y si la distribución de tareas y responsabilidades es la más adecuada.

Para saber más sobre este tema también puedes descargar nuestra guía gratuita "Claves para desarrollar la carrera profesional":

New Call-to-action